La liberación del intelecto

La liberación del intelecto

Por Shrii Prabhat Ranjan Sarkar

 

El tema del discurso de hoy es: “La Liberación del Intelecto”. Todos los seres vivientes, cada entidad viviente, desea la liberación. Hasta que una entidad viviente no alcance la liberación, ya sea en la cruda esfera física o en la esfera sutil, no tendrá lugar su desarrollo natural y hasta que no ocurra este desarrollo natural, no podremos tener un conocimiento detallado de esta entidad y por consiguiente no podremos utilizar al máximo a esa entidad u objeto.

Uno de los tesoros más valiosos de los seres humanos es su intelecto.

Por supuesto, ustedes pueden decir que la intuición es más valiosa que el intelecto; y en realidad lo es. Pero el hecho es que la intuición, es generalmente algo referente al mundo espiritual. Pero los dominios del intelecto ocupan los dos mundos, el crudo y el sutil. En el plano espiritual, la inspiración del intelecto es un factor muy importante y es por esto que no podemos negar la contribución que nos hace el intelecto. Y si ignoramos el intelecto no podremos aceptar la diferencia entre los seres humanos y los no humanos en el mundo material.

¿Qué es el intelecto? En el proceso de la evolución cuando ahamtattva (ego), la forma sutil de citta (la mente elemental), tiene un área mayor que la del citta, esta área aumentada del ahamtattva, se llama buddhi, (el intelecto).

Bodhi, la intuición, es diferente. Cuando el área de sentimiento del “yo” existencial, mahatattva sobrepasa el ahamtattva, a esta área agrandada del sentimiento existencial del “yo” se llama bodhi, (la intuición). Esta intuición determina la conexión entre el mundo denso y el mundo sutil. Y como resultado del establecimiento de un vínculo más íntimo entre el mundo sutil y el mundo espiritual, y como resultado también de la relación más íntima con la dulzura del mundo espiritual, la intuición guía a los seres humanos por la senda de la espiritualidad. Y para aquellos que poseen ambos, intelecto e intuición, la intuición al ser más colorida y más dulce, oscurece un poco el intelecto o lo torna sin brillo.

Por eso algunos son de la opinión que las personas del mundo espiritual son menos inteligentes; pero la verdad es diferente. No es que las personas espirituales sean menos intelectuales sino que para ellos el intelecto en comparación con la intuición es menos colorido. Por eso no utilizan el intelecto al máximo. Permanecen siempre ensimismados en la intuición.

La temática del discurso de hoy es: “La Liberación del Intelecto”. La intuición es una facultad innata en los seres humanos. O sea que no es necesario ningún esfuerzo para liberar la intuición. Pero es diferente con el intelecto. De todos los lados caen una inmensa variedad de golpes sobre el intelecto humano, sobre el intelecto natural de los seres humanos. Y debido a estos constantes golpes se frustra el desarrollo espontáneo del intelecto y consecuentemente se comienza a degenerar. Los seres humanos tienen que ser rescatados de varias maneras de esta degeneración del espíritu humano. Si no protegemos el intelecto humano de diferentes ángulos, de estos indeseables ataques violentos, el futuro de la raza humana seguramente quedará envuelto en la oscuridad de las tinieblas. Salvar a la raza humana de esta oscuridad abismal es el deber ineludible de todo individuo.

Ahora surge una pregunta ¿Cuál es la verdadera naturaleza del intelecto? Cuando los seres individuales entran en contacto con la materia, desarrollan un tipo de sentimiento del “yo”, a esta etapa inicial de la mente subdesarrollada se le llama citta. Y cuando se desarrolla un sentimiento más sutil del “yo” en el citta, que hace algo más que establecer un vínculo con la materia, o sea que adquiere la capacidad de dirigir a la materia de acuerdo a su deseo, a ese estado se le llama buddhi (intelecto). Con que esta es la particularidad del intelecto.

La gente de hoy en día utiliza este universo quinquelemental mucho mejor que los seres humanos del pasado. Con este intelecto la gente ha hecho cientos de descubrimientos científicos, con este intelecto la gente ha aprendido mucho en el mundo práctico. En el futuro también aprenderán mucho más, y harán mucho más con el intelecto. Pero si se reprime el crecimiento espontáneo como está ocurriendo en ciertos países del mundo, será imposible el bienestar individual y colectivo de la humanidad. En este mundo hubo personas en el pasado, hay algunas aún hoy en día y también habrá algunas en el futuro que no quieren que la raza humana logre el progreso intelectual.

¿Por qué sucede esto? Ya les dije que la tarea del intelecto es la debida utilización de todas las propiedades del universo, la utilización apropiada del mundo expresado. Pero hay algunas personas egoístas en el mundo que no están a favor de la utilización máxima de las riquezas mundanas, porque temen que los intelectos desarrollados controlen las fuerzas materiales; a las personas egoístas no les gusta eso. No quieren que nadie, excepto ellos o un puñado de su grupo, logre cualquier progreso. Más bien estarían contentos de ver comprometido el progreso individual y colectivo de los demás.

Los seres humanos son un tipo de seres vivientes. Así como tienen ciertas características físicas especiales, del mismo modo poseen ciertas características psíquicas especiales, en consecuencia tienen también una cierta disposición especial con relación a los alimentos. Ahora bien, si se desarrollan debidamente las propensiones especiales, sutiles y refinadas del ser humano, se elevarán gradualmente al estado de la divinidad.

Simultáneamente con el desarrollo de estas características humanas especiales, emergen ciertas características raciales especiales en ciertos países y en ciertas épocas. Las personas egocéntricas no quieren que se utilice el intelecto colectivo de la raza humana para el bienestar de toda la raza humana; más bien quieren, en el nombre de la humanidad, que las tendencias divisorias se perpetúen en la sociedad, porque si tienen éxito en crear una ruptura en la sociedad humana, prepararán el terreno para el logro de sus beneficios personales y su engrandecimiento. En ese caso confeccionarán varias escrituras, formularán varios tipos de lógica. Le harán creer a la humanidad que las diferentes razas de este mundo no son iguales. Siendo así, en vez de considerar el interés de toda la sociedad humana, le darán preferencia a los intereses de una comunidad en particular. Esta propaganda fanfarrona a favor de una comunidad en particular, esta ostentación de lógica irracional, este tipo de argumentos erróneos, todos combinados, sofocan el crecimiento espontáneo del intelecto humano. Este tipo de mentalidad se llama dogma. La persona que quiera promover el bienestar de los demás, la persona que quiera servir a toda la humanidad, se tiene que mantener aparte de los dogmas. Además, tendrá que resistir inquebrantablemente los dogmas. No es suficiente que se mantenga aparte de algo que se considera un verdadero pecado, no es suficiente sólo albergar protestas verbales en contra de estos pecados, se tendrá que emprender una lucha inflexible en su contra. Este es el mejor criterio para una persona verdaderamente honrada.

Lo mismo aplica también a la vida económica. Los cinco factores fundamentales de este mundo, incluyendo la riqueza monetaria, todos fueron creados por Parama Purus’a (la Conciencia Suprema) para el beneficio de toda la raza humana. Es el derecho innato de todos los individuos permanecer bajo el mismo refugio de Parama Purus’a para vivir y crecer con el ritmo apropiado y hacer de la existencia un éxito en todo respecto. Por supuesto, hay algunos oportunistas cuya naturaleza es explotar al prójimo. Pero no lo confesarán abiertamente. Más bien, al recurrir a la lógica irracional, dicen que es un decreto providencial que un porcentaje de personas permanezca para siempre abandonado, que esas personas estén destinadas a continuar llevando una vida atormentada e inhumana, y por otro lado que un puñado de personas esté destinado a nadar en riquezas y vivir en abundancia y prosperidad. Esto es también un dogma. Aquellos que son inteligentes como también honrados, tienen que protestar vehemente y llevar a cabo una lucha incondicional contra el dogma, porque lo que reprime el libre intelecto de los seres humanos seguramente frustrará la liberación del intelecto.

Algo similar sucede también en la esfera social. Por ejemplo, algunas personas declaran que las mujeres no tienen derecho a lograr la salvación espiritual, que si las mujeres quieren lograr la emancipación espiritual, tienen que renacer como hombres. ¡Qué proposición tan absurda! Todos son la progenie de Parama Purus’a, algunos son hijos y otras son hijas.

¿Parama Purus’a podrá jamás decretar que sólo Sus hijos tienen derecho a la liberación y la salvación y que Sus hijas no lo lograrán? Esta es en verdad una proposición muy extraña y antinatural. Es una infamia absoluta. Este tipo de lógica repulsiva se inyectó en el cerebro humano por medio de la constante cantinela de que las mujeres no tienen derecho a la salvación espiritual, al grado que obstaculizó el espontáneo crecimiento intelectual de las mujeres. Se reprimió la liberación de su intelecto. De esa forma, en muchos países fue severamente obstaculizado el progreso espiritual y el avance social de las mujeres.

Por un lado, las fuerzas malévolas están entusiasmadas en establecer sus pretendidos dogmas, por el otro lado, Parama Purus’a quiere el desarrollo integral del intelecto humano. De ahí que les invoco a mantener una lucha incesante e incondicional contra el dogma. Con certeza serán coronados con la victoria.
Enero 26, 1980, Patna, India.

“Unos pocos problemas solucionados”, Parte IV.

Extraído del libro: “Neo – Humanismo: ecología, espiritualidad y expansión mental” de Shrii Prabhat Ranjan Sarkar.

 

Acerca del autor:

Shrii Prabhat Ranjan Sarkar, también conocido por su nombre espiritual: Shrii Shrii Anandamurti fue un escritor, científico, filósofo, teórico y activista social y maestro espiritual fundador de la organización internacional “Ananda Marga Pracaraka Samgha” (Sociedad para la divulgación del Sendero de la Bienaventuranza) en 1955.

Baba the gentlemen

 

 

0 replies

Leave a Reply

Want to join the discussion?
Feel free to contribute!

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *